COMO PREVENIR EL CÁNCER AL PANCREAS

El páncreas es una glándula pequeña, ubicada detrás del estómago, en el abdomen superior izquierdo. 

Tiene dos funciones principales:

Digestión. El páncreas contiene células exocrinas, que forman glándulas y conductos, que producen enzimas pancreáticas. Estos descomponen los alimentos y ayudan a la digestión.

Regulación del azúcar en la sangre. El páncreas también contiene células endocrinas. Estos producen y liberan las hormonas insulina y glucagón en el torrente sanguíneo. La insulina y el glucagón regulan el azúcar en la sangre.

El páncreas tiene una cabeza ancha, sección media (llamada cuerpo o cuello) y cola. El cáncer de páncreas ocurre cuando las células dentro de él crecen sin control. Esto puede ocurrir en cualquiera de sus tres partes. El cáncer de páncreas puede ocurrir en las células endocrinas o exocrinas. Estos son diferentes tipos de cánceres, que tienen síntomas y tratamientos diferentes:
Tumores exocrinos. La mayoría de los cánceres que ocurren dentro del páncreas son cánceres exocrinos. Alrededor del 95 por ciento de ellos son adenocarcinomas.

Tumores endocrinos. Alrededor del 5 por ciento de todos los cánceres pancreáticos son de este tipo. También se conocen como tumores neuroendocrinos o de células de los islotes.

El cáncer de páncreas puede afectar cómo se siente y su capacidad para comer. Debes elegir alimentos que puedas tolerar y que sean fácilmente digeribles. También querrá asegurarse de que sus elecciones optimicen la salud, apoyen la recuperación y reduzcan los síntomas. Puede ser una tarea difícil, pero es posible. Su médico o dietista puede elaborar un plan individualizado que mejor se adapte a sus necesidades actuales y objetivos futuros.

COMO PREVENIR EL CANCER AL PANCREAS


Preocupaciones dietéticas
Dado que el páncreas es necesario para regular el azúcar en la sangre y la digestión de los alimentos, su dieta se verá afectada, sin importar dónde se encuentre el tratamiento. Las preocupaciones dietéticas incluyen:

Problemas con la digestión.
Si su páncreas no produce suficientes enzimas pancreáticas, será más difícil de digerir los alimentos, especialmente la grasa. Cuando la grasa no se digiere por completo, puede dificultar la absorción de la nutrición en los alimentos. También puede resultar en:

Diarrea
calambres
hinchazón
gas
Pérdida de peso involuntaria

La pérdida de peso inducida por el tumor (caquexia por cáncer) es un síntoma común del cáncer de páncreas. Ocurre cuando los tumores cancerosos en el páncreas liberan citocinas en la sangre, como parte de la respuesta inmune natural del cuerpo. Las citoquinas reducen el apetito y también hacen que el cuerpo queme calorías más rápidamente.

La pérdida de peso no deseada puede seguir siendo una preocupación durante el tratamiento. Esto puede ser causado por el cáncer o por los tratamientos que necesita para combatirlo. Los síntomas, como náuseas, vómitos y falta de apetito, pueden dificultar la alimentación. Su cuerpo también puede ser incapaz de absorber todo el contenido calórico de su comida, causando pérdida de peso.

Problemas para regular la insulina y el azúcar en la sangre.

Un páncreas que funciona normalmente secreta insulina a medida que su cuerpo produce glucosa. Los niveles de glucosa aumentan en la sangre cuando comes ciertos alimentos, como los carbohidratos. El cáncer de páncreas reduce la capacidad del páncreas de producir suficiente insulina para controlar el azúcar en la sangre.
¿Qué debería comer?

Es posible que deba adoptar un enfoque de prueba y error mientras determina qué alimentos su sistema puede digerir fácilmente. Las opciones densas en nutrientes con alto contenido de proteínas y antioxidantes son las mejores. Mantener un peso saludable puede ser más fácil si come pequeñas cantidades a la vez, en lugar de comidas grandes. También asegúrese de beber mucha agua.

Los alimentos beneficiosos incluyen: Frutas y vegetales

El World Cancer Research Fund International recomienda comer diariamente al menos cinco porciones de frutas y verduras sin almidón. Las verduras cocidas pueden ser más fáciles de tolerar que las crudas. Las bayas, los cítricos, las verduras de hoja verde y las verduras crucíferas son ricas en antioxidantes, fibra y fitoquímicos. Las opciones incluyen:

arándanos
brócoli
naranjas
col rizada
Espinacas
Proteína magra

Los alimentos ricos en proteínas refuerzan el sistema inmunitario y ayudan a reparar las células y los tejidos. Las fuentes de proteínas fáciles de digerir incluyen:

huevos
mantequillas de nueces
tofu
pez
aves de corral
Almidones ricos en fibra

Los carbohidratos complejos ricos en fibra no aumentan los niveles de azúcar en la sangre tan rápido como los carbohidratos simples. También mantienen altos los niveles de energía. Las buenas opciones incluyen:

patatas
frijoles
lentejas
harina de avena
quinua
arroz integral

Obtener suficiente ácido fólico, una vitamina B que se encuentra en esta categoría de alimentos, también es importante para reducir el riesgo de cáncer de páncreas.

Té verde
El té verde contiene polifenoles, que pueden tener propiedades anticancerígenas.

Grasas saludables
La grasa es necesaria para la salud en general. Proporciona energía y ayuda a mantener la temperatura corporal central. Las grasas saludables incluyen grasas monoinsaturadas y poliinsaturadas, como:
aceite de oliva
nueces
aguacates

El cáncer de páncreas reduce la capacidad del páncreas de producir suficiente insulina para controlar el azúcar en la sangre. Esto puede provocar diabetes. La diabetes también puede ser un factor de riesgo para contraer cáncer de páncreas.

Si tiene cáncer de páncreas más diabetes, querrá elegir alimentos que mantengan sus niveles de azúcar en la sangre lo más bajo posible. Busque opciones que sean bajas en azúcar y altas en fibra, como los alimentos de origen vegetal. Las frutas, verduras y legumbres son buenas opciones. Querrás mantenerte alejado de los alimentos procesados, con muchas grasas trans y saturadas, y azúcar.
¿Qué debo evitar?
Ciertos alimentos pueden ser más difíciles de digerir, lo que agrava sus síntomas y lo hace sentir peor. Cualquier alimento que parezca empeorar los síntomas, como diarrea o vómitos, debe eliminarse, al menos temporalmente. Estos alimentos también pueden aumentar sus posibilidades de recurrencia del cáncer de páncreas.

Los alimentos a evitar incluyen:

Carnes rojas y procesadas. Estos alimentos difíciles de digerir también se han citado como posibles causas de cáncer.
Alimentos grasosos, grasos o fritos. Los alimentos con alto contenido de grasa pueden aumentar los síntomas incómodos, como la diarrea y los gases.
Alcohol. Beber en exceso puede aumentar el riesgo de cáncer de páncreas o empeorar sus síntomas si tiene cáncer de páncreas.
Azúcar y carbohidratos refinados. Si tiene intolerancia a la glucosa o síndrome de dumping, hable con su médico sobre su consumo de azúcar. Muchas personas con cáncer de páncreas tienen dificultades para digerir carbohidratos simples y comidas o bebidas azucaradas. Estos alimentos también representan calorías vacías, no nutritivas.

¿Qué enzimas y suplementos debo tomar?
Si necesita cirugía, se extraerá una sección de su páncreas. Esto significa que producirá menos enzimas, lo que dificultará la digestión. Las enzimas ayudan a su cuerpo a descomponer las proteínas y las grasas. Su médico puede recetarle enzimas pancreáticas suplementarias para que las tome, si no está produciendo lo suficiente. Por lo general, se toman justo antes de una comida, lo que le permite a su cuerpo digerir mejor los alimentos que está a punto de comer.

Si tiene problemas para tolerar los alimentos y continúa perdiendo peso, los suplementos nutricionales pueden ser una excelente opción. Hable con su médico y nutricionista sobre batidos, proteínas en polvo y vitaminas que podrían ayudarlo a cumplir con sus pautas nutricionales diarias.

ResearchTrusted Source indica que la vitamina D tiene propiedades anticancerígenas y puede ser útil para las personas con cáncer de páncreas. Los efectos de la vitamina D no son definitivos, y la investigación actual es contradictoria. Los alimentos más ricos en vitamina D incluyen los pescados grasos de agua fría, como el salmón, el bacalao, el arenque y las sardinas, aunque la luz solar suele ser la mejor fuente. Pero también viene en forma de suplemento. Hable con su médico o dietista sobre la suplementación con vitamina D.

¿Cómo evito esto?
Nadie, los alimentos específicos se han relacionado con la prevención del cáncer de páncreas. Como se informó en el Journal of Advanced Pharmaceutical Technology & ResearchTrusted Source, los alimentos que son ricos en antioxidantes, como las frutas y verduras, pueden tener un efecto preventivo contra el cáncer. Los alimentos ricos en fibra también pueden ayudar a prevenir el crecimiento o la propagación de tumores cancerosos.

¿Cuál es la perspectiva?
Los alimentos que elija pueden ayudarlo a reducir muchos de los síntomas más desafiantes asociados con su diagnóstico. La comida saludable también puede ayudarlo a mantenerse energizado, concentrado y en mejores condiciones para combatir el cáncer y ganar.